Productos que tus Rizos aman: Los Aceites parte 1


Mucho se habla y se evidencia sobre lo importante que son los aceites en el régimen para cuidar nuestros rizos, además que se han convertido en un ingrediente importantísimo en las fórmulas de productos para el cuidado del cabello, dado a la onda natural que estamos viviendo por esto días; ahora bien qué sabemos sobre ellos?, aquí un resumen de lo que debes saber sobre los aceites.


Aceites Esenciales:


Los aceites esenciales, son mezclas de varias sustancias químicas biosintetizadas por las plantas, que dan el aroma característico a algunas flores, árboles, frutos, hierbas, especias, semillas y a ciertos extractos de origen animal (almizcle, civeta, ámbar gris), son no grasos (no se dañan), volátiles (se evaporan rápidamente) y poco densos. Son insolubles en agua, levemente solubles en vinagres y solubles en alcohol, grasas, ceras y aceites vegetales; reciben el término de aceites esenciales puros, para diferenciarlos de los aceites naturales y los sintéticos.

Se extraen de: las flores (como en el caso de la lavanda, el jazmín y la rosa); todo el árbol (como sucede con el eucaliptus); las hojas (la citronela); la madera (el sándalo); la raíz (el vetiver); la resina que exhudan (el incienso, la mirra y el benjuí); la cáscara de los frutos (el limón, la naranja y la bergamota).

Uso: Los aceites esenciales no son de consumo directo, por lo tanto se convierten en insumo para la fabricación de un bien; para fragancia, principalmente se usan en la industria del perfume, en los cuales actúan como mensajeros químicos, mezclándose con los aceites naturales de la piel, de manera que un mismo perfume puede dar un aroma particular y diferente en cada persona.


Para Aromas y sabores; en alimentos, confitería, lácteos, bebidas, etc.

Actividades químicas; en bactericidas, insecticidas, disolventes, petroquímica.

Medicina alternativa; antisépticos, antiparasitarios, sedantes, tranquilizantes, euforizante, antiinflamatorios, aromaterapia etc.


Precauciones: 


NO pueden aplicarse puros en la piel porque son altamente concentrados y pueden quemarla, por ello se deben diluir en otros aceites conocidos como bases, los cuales no cambian el aroma del aceite esencial, entre otros se usan como base el de almendras, maní (cacahuate), coco, aguacate.

NO deben ingerirse

NO deben entrar en contacto con los ojos

Deben usarse con moderación en mujeres embarazadas y niños, por ejemplo, el aceite de romero y de salvia no son apropiados para mujeres en gestación o personas que sufren de presión arterial alta, por lo tanto deben evitar cualquier preparación que los contenga.

Los más comunes: Citronella, Clavel, Eucalipto, Limón, Lavanda, Menta, Hierbabuena, Naranja, Angélica, Salvia, Romero, Amaro, Ciprés, Enebro, Gálbano, Cedro, Mandarina, Manzanilla, Mejorana, Mirra, Nerolí, Rosa, Sándalo, Vetiver, Albahaca, Geranio, Incienso, Canela, Cardamomo, Clavo, Elemí, Hinojo, Jengibre, Lima, Palmarosa, Petit Grain, Pimienta Negra, Pino, Pomelo, Bergamota, Geranio, Ylang-Ylang, Jazmin, Nerolí, Pachulí, Palmarosa, Cilantro, Alcanfor.




Compartir en Google+

Sobre Rissos Pacíficos

Soy una mujer del pacífico colombiano, nacida en el bello puerto del mar, ingeniera industrial, esposa de mi mejor amigo, creo en Dios y en su presencia en mi vida, emprendedora que a través de este blog quiero compartirles mi experiencia cuidando y disfrutando de mi cabello rizado. Reseñas de productos, tratamientos naturales, maquillaje y bienestar; todo aquí lo encontrarás.
    Comenta en Blogger
    Comenta en Facebook

2 comentarios:

  1. Creo que nunca he usado aceites esenciales. No he podido ubicar un lugar donde conseguirlo, solo el aceite esencial de naranja y creo que ese no es muy bueno para el cabello.

    Seguiré investigando. Gracias por la información.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Rosa, los aceites esenciales son muy escasos en Colombia sin embargo se consiguen, yo uso mucho el del árbol del té y es buenísimo.

      Eliminar

No olvides comentar y compartir tu experiencia: